LUN
Volver   
Resultados de la búsqueda :
Selección de alimentos casi surrealistas que emprendedores chilenos muestran en Nueva York

Crocantes snacks de piel de salmón se lucen en feria de EE.UU.

Joaquin Riveros


Un día de pesca

Salmón Cracklet es el nombre de un snack de piel de salmón presentado este martes en la Summer Fancy Food Show 2017, una de las ferias de alimentos de especialidad más importantes de EE.UU. Su historia partió cuando José Montt y dos amigos regresaron de una tarde de pesca en la Laguna Verde, Aysén. El salmón que sacaron lo asaron a la parrilla; como el hambre era abundante, trataron de aplacarla comiendo la piel, que era lo primero que se había asado. “Era muy crujiente y sabrosa. De vuelta en Santiago lo hicimos de nuevo y como les gustó a todos, nos saltó la pepa y dijimos esto hay que hacerlo como snack ”, recuerda Montt. Hoy venden su snack en bolsas de 20 gramos en tiendas de nicho en Santiago y como insumo de cocina en el restaurante La Soga de Vitacura, a cargo de Alfredo Gutiérrez, ex chef del Liguria. “Tiene 90% de proteínas, es rico en colágeno, posee Omega 3 y, como va horneado, no tiene aceite en exceso como las papás fritas”, afirma el emprendedor.

Pastas de chía

Por estos días la chía la lleva en el mundo de los alimentos saludables: rica en fibra, es la mayor fuente de Omega 3 vegetal, tiene mucha proteína y grandes propiedades antioxidantes. Hasta ahora la empresa Benexia -que participó este martes en la feria neoyorquina-, la vendía como semilla, tostada y en cápsulas, entre otros formatos. Pero querían entrar con un producto innovador a nichos preocupados por la alimentación saludable. La vuelta fue hacer pastas a partir de harina de chía. “La semilla se prensa en frío para sacar el aceite y lo que sobra se muele y se hace harina. A partir de esa harina, mezclada con harina de arroz y de maíz, hacemos fusilli y penne, dos pastas 100% naturales, sin ningún tipo de preservantes y libres de gluten”, explica Paulina Peñaloza, gerenta comercial de Benexia. El producto fue lanzado este martes en la Summer Fancy Foood; a partir de julio comenzará a venderse en Chile. “Lo presentamos en un antipasto y fue muy bien recibido”, asegura Peñaloza.

Mayonesa sin huevo

Chile es el tercer país que más mayonesa consume en el mundo: 2,3 kilos por persona al año. El dato no es muy positivo, considerando el alto nivel de colesterol que tiene la mayo en su formato tradicional. Precisamente ese problema fue el que abordó Felipe Ventura en su tesis de grado de Ingeniería Comercial en la U. de Chile. “La idea era crear un producto más saludable e inclusivo. Mucha gente no come mayonesa porque el huevo tiene colesterol; hay gente que no lo tolera y otros que no lo comen porque son veganos”, cuenta. Lo que Ventura elaboró fue un producto casi surrealista: mayonesa si huevo. “Reemplazamos el huevo, que en la preparación de la mayonesa liga el agua con el aceite, por proteínas de soya y arveja, que son aún mejores en la ligazón que el huevo”, explica. Según asegura, el huevo no es determinante para el sabor. “Es un tema de sazón. Se le agrega azúcar, sal, semilla de mostaza y se obtiene muy buen sabor. Además es más sana: una porción de 12 gramos de mayonesa tradicional tiene 90 calorías y la nuestra 40”, cuenta. Ventura ganó el Jump Chile, el centro de innovación de la UC; fue apoyado por Chrysalis, la incubadora de negocios de la UC, Sercotec, y Bimbo, de Ideal. Hoy su producto está en todos los supermercados de Chile, además de Perú y México.



<
Más resultados